Ponle play: discos nuevos de Børns, Tonight Alive y Black Rebel Motorcycle Club

Ponle play

 

Tonight Alive

El segundo disco de los australianos viene un poco menos brillantes que en su álbum debut, pero con cierta dosis de pesadumbre que les viene bien, aunque no alcanza elevados niveles musicales.

Sin embargo, esa vena de punk dulce puede llevarlos a animar grandes escenarios si canalizan sus mejores momentos. Una agradable promesa.

 

Børns

La androginia del de Michigan se torna en nostalgia para su segundo largo, uno donde los sintetizadores siguen siendo la base sobre la que desarrolla un electro-soul muy rico, con referencias a las tonadas disco de los 70, sin ser un trabajo completamente bailable.

Y esa unión futurista con la pesadumbre del pasado va a rendirle buenos frutos, aunque por el momento no podemos pensar en un despunte, simplemente en un paso más hacia alguien que podría refrescar con descaro el género electropop.

 

Black Rebel Motorcycle Club

Que se mantengan fiel a su estilo es una virtud, pero que sigan apostándole a lo mismo es lo que aleja cualquier intento de sorpresa que pudiera haber en el cuarto largo de los de San Francisco.

El trío sigue encantado con el rock clásico, que ejecutan con enjundia, aunque la “suavidad” de ciertos temas parece no quedarles. Los preferimos estruendosos y desgarbados.

Juárez Góngora

Es orgullosamente yucateco. Egresado de la licenciatura en Periodismo en un colegio de la tierra del panucho y el salbut. Le dio por conocer varias zonas del país hasta que se avecindó en la Ciudad de México, donde se dedica a hacer textos para el mundo del internet. Amante de la literatura, melómano, pero primordialmente cinéfilo, de niño repasó películas en formato Betacam una y otra vez, hasta que finalmente, un buen día, fue al cine y de ahí no pudo salir.

Twitter 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Categorías