Imagen: Crack Magazine.

Ponle play: discos nuevos de Charles Ans, Yves Tumor y Troye Sivan

Ponle play

 

Charles Ans

El rapero de Hermosillo inunda su cuarto álbum con vivencias personales y aprovecha para explorar otras vertientes del hip hop, la mayoría acompañadas de potentes bajos que viste a las canciones con muy atractivos tintes soul.

Y aunque después de cinco canciones escuchando que “ya es hora de encender otro” entendemos que muchas de las vivencias ocurren entre humo, las desilusiones y honestidad expuestas da un toque brutal a uno de los mejores discos del género en el país que escucharemos este año.

 

Yves Tumor

Es tan diverso y ruidoso que ni parece haberse criado en Tennessee (con el debido respeto para los de aquellos lares).

Más allá de lo abstracto y sus intenciones de crear atmósferas confusas, el rock lo-fi que ofrece nos mantiene cautivos antes las multicapas de sonidos que integran cada pieza.

La máscara de enigma que le acompaña no cae en ningún momento: el tipo sabe bien que su acto ciberpunk tiene más amabilidad de la que aparenta y la explota con entusiasmo y energía.

 

Troye Sivan

Pese a su juventud, el australiano le canta a la madurez emocional y sexual en un trabajo que sirve como confesionario, uno donde hasta se abordan las primeras experiencias amatorias del nacido en Sudáfrica.

Se trata de esos materiales que definen una personalidad y estilo, y aunque intenta demostrar versatilidad con piezas bailables, lo suyo son esas baladas donde expone sus pensamientos sin tapujos. Un acierto hacerse acompañar de Gordi y Ariana Grande en un par de temas, pues oímos que explorar otros ritmos musicales no es algo que tenga fuera del radar.

 

Juárez Góngora

Es orgullosamente yucateco. Egresado de la licenciatura en Periodismo en un colegio de la tierra del panucho y el salbut. Le dio por conocer varias zonas del país hasta que se avecindó en la Ciudad de México, donde se dedica a hacer textos para el mundo del internet. Amante de la literatura, melómano, pero primordialmente cinéfilo, de niño repasó películas en formato Betacam una y otra vez, hasta que finalmente, un buen día, fue al cine y de ahí no pudo salir.

Twitter 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Categorías